Cerrar
VM2-Frente-720x11024

Mujeres del Antiguo Testamento

¿Por qué estudiar las mujeres del Antiguo Testamento? Si esa idea pasó por tu mente cuando abriste esta guía, puedo simpatizar con tu reacción. Sentí lo mismo cuando me pidieron que escribiera la guía. Espero que tengas la misma sorpresa agradable que tuve yo cuando comencé a examinar con más cuidado estas mujeres. Aunque parezcan muy lejanas en el tiempo, sus vidas son sorprendentemente actuales.

Una de las lecciones básicas que aprendemos de la vida de cada mujer es que el principio de causa y efecto es una constante. Una fe simple da como resultado el cuidado de Dios. Vivir alejado de lo que uno sabe es la verdad de Dios trae el desastre. La acción correcta en el momento de crisis demuestra la valentía que honra a Dios. Creer en Dios contra toda esperanza comprueba su fidelidad. Las realidades de la vida que forjan un carácter firme o débil son las mismas hoy que en aquel tiempo.

Una segunda observación es que esas mujeres tenían una libertad de acción sorprendente. Nuestra tendencia es pensar que las mujeres del Antiguo Testamento vivían sometidas, en una patriarquía donde tenían muy pocos derechos. Sin embargo, sean cuáles sean sus limitaciones, tomaron decisiones, actuaron en beneficio de otros, ayudaron a sacar personas de su esclavitud, se atrevieron a creer en Dios para la liberación, viajaron, oraron, tomaron iniciativa y salvaron a una nación entera. ¡Formaron un grupo extraordinario!

La tercera observación es que estas mujeres, en su mayoría, eran personas comunes y corrientes. No llamarían la atención en ningún historiador, salvo en la historia de Dios. Es que no hay personas sin importancia en los proyectos de Dios. El hecho mismo de que Dios haya guardado sus historias para nuestro aprendizaje es una indicación de lo que él considera importante.

Algunas de las elecciones y decisiones que tuvieron que enfrentar estas mujeres, son las mismas que han tenido que enfrentar vez tras vez en la historia de la humanidad. Satanás ensayó su estrategia con la primera mujer, y cuando descubrió que funcionaba, la ha utilizado repetidas veces. En resumen, logró que dudara de que Dios realmente buscaba lo mejor para ella. Sara tomó las circunstancias en sus propias manos porque se cansó de esperar a Dios. María, insegura de su propia posición, comenzó a criticar al liderazgo y pagó caro por ello. ¿Estos ejemplos te hacen recordar algo de tu propia vida?

Seleccioné las mujeres incluídas en esta guía, porque encontré suficiente material bíblico para armar un estudio inductivo para la discusión en grupos. Muchas otras merecen tu estudio. Acerca de algunas encontramos solamente unos pocos versículos, pero hay suficiente material para dar una idea de su valentia, agresividad, actuación decisiva o fe.

En el proceso de preparar esta guía, aprendí muchas cosas que satisfacieron mi curiosidad intelectual: datos acerca de la cultura bíblica, su geografía y su historia. Sin embargo, lo mejor que aprendí provino de las vidas personales de estas mujeres. Las elecciones que hicieron me desafiaron; las lecciones que aprendieron tenían una aplicación directa en mi propia vida; su fe y alabanza me inspiraron. Al conocer a estas mujeres, espero que tengas este mismo crecimiento en tu vida espiritual.

Cantidad de lecciones: 12
Cantidad de páginas: 58
Tiene guía para maestro

Las lecciones son las siguientes:

  1. La primera mujer: Esperando que Dios alcance.
  2. Sara y Hagar: Esperando que Dios obre.
  3. María: Un espíruto crítico.
  4. Rahab: Una mujer de fe.
  5. Rut: El costo de la lealtad.
  6. Noemí: Tristeza transformada en gozo.
  7. Ana: De la tristeza a la alabanza.
  8. Abigail: Una mujer sensata.
  9. La mujer sunamita: Tomando la iniciativa.
  10. Ester: Cautiva en una tierra extraña.
  11. Ester: Valentía para actuar.
Descargar MUESTRA
Translate »